Vox solicita ante el Congreso recabar los informes de las polémicas dietas de Medel en Unicaja

El Gobierno andaluz se negó a entregárselos al grupo Adelante Andalucía, los anticapitalistas que lidera Teresa Rodríguez en el parlamento autonómico.

La diputada de Vox Macarena Olona ha dado un nuevo paso que parece situarla aún más en la órbita de la política andaluza, como posible candidata a la presidencia de la Junta. Este viernes la portavoz adjunta de la formación de Santiago Abascal en el Congreso ha solicitado a la presidenta, Meritxell Batet, que recabe del Gobierno andaluz los informes que recogen las polémicas dietas percibidas en su día por el expresidente de Unicaja Braulio Medel y otros exaltos cargos del banco. El supuesto uso indebido de estas retribuciones en la entidad bancaria desembocó en una serie de expedientes abiertos por el Banco de España (BdE), remitidos en 2007 al entonces gobierno de Manuel Chaves y archivados en 2017 por la entonces consejera de Hacienda, María Jesús Montero, bajo el mandato de Susana Díaz.

El escrito de Vox, registrado a las 13:48 horas del 22 de octubre, de tres folios de extensión y al que ha tenido acceso Vozpópuli, va encabezado con la firma de Olona, en calidad de portavoz adjunta, y lleva la rúbrica de otros cinco diputados más de la formación.

En la exposición de motivos se argumenta que “en el año 2007” el BdE emitió un expediente que “cuestionaba el cobro de dietas por parte de la cúpula de Unicaja, presidida por Braulio Medel”. Dicho expediente advertía del “cobro de 305.000 euros”, por parte de los miembros de los órganos de gobierno, “sin haber demostrado el cumplimiento” de artículos fundamentales de la Ley 15/1999 de 16 de diciembre, de Cajas de Ahorro de Andalucía, en especial el artículo 80.1, que establece que la presidencia ejecutiva de las cajas “no podrá realizar ninguna otra actividad retribuida, pública o privada, ya sea a título personal o representativo, salvo las que le correspondan en representación de la Caja de Ahorros”, en cuyo caso –incide la solicitud de Vox– “deberá reembolsar a ésta”, en referencia a Unicaja, “las cantidades percibidas como consecuencia de su ejercicio”.

Macarena Olona y sus compañeros recuerdan y hacen constar en la solicitud de documentación que, “diez años después de recibir el expediente” del BdE, la Consejería de Hacienda de la Junta de Andalucía, presidida entonces por la actual ministra del ramo, María Jesús Montero, “procedió a su archivo”.

Estos diputados solicitan poder examinar los “procedimientos” seguidos, en el marco de los citados informes, para conocer “el alcance del expediente del Banco de España y la naturaleza exacta de las irregularidades detectadas, con el fin de ejercer la función de control al Gobierno”.

En la relación de documentos solicitados ante la presidencia de la Cámara Baja se menciona el “expediente completo” relativo al cumplimiento, por parte de Unicaja, de la citada Ley de Cajas de Andalucía, remitido por el BdE a la Junta que presidía Manuel Chaves en 2007, así como el informe elaborado por la Consejería de Hacienda que, diez años después, con Montero al frente, archivó todo.

La reacción de Vox se produjo el mismo día que el El Confidencial adelantó que el Gobierno andaluz, conformado por Partido Popular y Ciudadanos, había denegado el acceso a dicho informe sobre las dietas de Medel en Unicaja al Grupo Parlamentario de Adelante Andalucía. Se trata de los parlamentarios anticapitalistas no adscritos que lidera Teresa Rodríguez, escindidos de Podemos.

“Se remite a la respuesta dada a la pregunta oral sustanciada en la sesión plenaria del pasado 16 de septiembre”. Esta fue la explicación literal del Ejecutivo que preside Juanma Moreno a la pregunta de Adelante Andalucía, por lo que PP y Cs se ciñeron a lo dicho por el consejero de Hacienda Juan Bravo en sede parlamentaria. El sucesor de Montero en la citada Consejería mostró, en principio, buena disposición verbal a facilitar los datos a los diputados opositores.

El citado medio digital aseguraba que el Gobierno andaluz de centroderecha se remite, para no facilitar los expedientes a Adelante Andalucía, al artículo 164 del Reglamento de la Cámara autonómica. Lo hace en el marco de una respuesta de tan sólo tres líneas. Dicho artículo explicita que “si el contenido de la cuestión sobre la que se pregunte estuviera publicado, o hubiera sido objeto de anterior respuesta, el Consejo de Gobierno podrá contestar escuetamente”.

A pesar de que el consejero Bravo, del PP, ha reiterado en diversas ocasiones que el asunto de las dietas de Medel en Unicaja es algo “heredado del anterior Gobierno”, en alusión al PSOE, lo cierto es que los sucesores de los socialistas han denegado, finalmente, el acceso a esta documentación. De ahí que Vox haya optado por solicitarla a través del Congreso de los Diputados para que esta institución, a su vez, la reclame de forma oficial a la Junta de Andalucía.

Transcurridos diez años después de recibir el documento del Banco de España, en 2017 la entonces consejera de Hacienda, María Jesús Montero, recabó información de Unicaja. Antes le habían precedido en el cargo los exconsejeros del ramo Pepe Griñán (también expresidente de la Junta) y Carmen Martínez Aguayo. Ambos, por cierto, condenados en el llamado ‘caso ERE’, guardaron silencio sobre el asunto de Unicaja y no movieron un dedo.

De lo poco que hizo Montero tras la respuesta que le dirigió Unicaja –tras pedírsele información– fue solicitar el archivo de las actuaciones. La entidad malagueña se amparaba en la “completa regularidad y corrección jurídica” de los pagos a Braulio Medel, considerados “compensaciones” e “indemnizaciones”, pero no “retribuciones”. De hecho, Unicaja nunca negó los cobros de Medel como consejero, si bien insistió en que no se había producido infracción alguna por su parte, por lo que descartaba cualquier devolución o reintegro de cantidades percibidas.

Fuente: José Carlos Villanueva – VozPópuli

Comparte esta página:
4 1 voto
Calificación del post
Suscribirse
Notificar de
guest
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos lo comentarios