La Policía da orden de que la baja del agente herido en Urquinaona sea tramitada como acto de servicio

La trayectoria policial de Ángel H. S. finalizó el pasado miércoles al recibir la notificación de la División de Personal de la Policía Nacional de que a partir de ese momento debía jubilarse al no reunir ya las condiciones físicas necesarias para poder seguir ejerciendo como policía. Este antidisturbios sufrió una grave fractura en el radio de su brazo derecho con desplazamiento, por la que perdió «muchísima fuerza en la mano», tal y como afirmaba en una entrevista con El Independiente. Esta rotura se produjo como consecuencia de la pedrada que recibió durante los disturbios que tuvieron lugar en Barcelona, en concreto en la Plaza de Urquinaona, tras la sentencia del procés.

El jueves entregó en la comisaría coruñesa de Lonzas -sede de la VIII UIP- su arma, su placa, su carné y el material policial que guardaba. Los compañeros le hicieron un pasillo y le han regalado la bandera de España que uno guardaba desde aquellos días duros de otoño que vivieron en Barcelona y que está firmada por los antidisturbios gallegos que participaron en aquel dispositivo. Ahora, la Dirección General de la Policía Nacional ha dado orden de que la baja laboral de este agente sea tramitada como acto de servicio, según ha adelantado El Plural

Fue el propio director general de la Policía, Francisco Pardo Piqueras, quien ordenó que se gestionase como acto de servicio la baja de Ángel y, según explican fuentes del Cuerpo a ese periódico, valoraba «desde el principio» llevar a cabo de esta manera la despedida de este querido agente, de 45 años, de la Policía. Este policía ingresó en el Cuerpo Nacional en septiembre de 2006 y pertenece a la Unidad de Intervención Policial (UIP) con sede en A Coruña desde enero de 2010.

Hasta ahora, Ángel tenía pensado acudir a los juzgados de lo Contencioso-Administrativo para que finalmente la Dirección General de la Policía reconociera que la jubilación se ha producido en acto de servicio, ya que su lesión se había tramitado como «enfermedad común» y ello tendrá un reflejo negativo en la cuantía de la pensión que va a empezar a percibir.

Fuente: El Independiente

Comparte esta página:
4 1 voto
Calificación del post
Suscribirse
Notificar de
guest
1 Comentario
el más antiguo
El más reciente Más votado
Comentarios en línea
Ver todos lo comentarios
trackback

[…] La Policía da orden de que la baja del agente herido en Urquinaona sea tramitada como acto de servi… […]