Reyerta en Barcelona entre un grupo de menas y turistas franceses tras un robo

La pelea en el barrio del Born acabó con un herido por arma blanca.

Un intento de robo el martes terminó en una fuerte reyerta, donde se llegaron a utilizar armas blancas. Ocurrió por la noche, en la terraza de un restaurante del barrio barcelonés del Born. Todo llegó tras un intento de robo a unas chicas francesas que estaban en el establecimiento.“Fueron dos menas (menores extranjeros no acompañados) que daban vueltas por aquí”, indica un vecino.

Trataron de arrebatarles el bolso, pero no pudieron. Se lo impidió un grupo de turistas franceses, que cenaba en la mesa de al lado y que intimidaron a los ladrones. Al cabo de un rato, volvieron una decena de menas, con ganas de venganza. Hubo pelea entre ambos bandos, en la que volaron sillas y mesas. Durante la pelea, uno de los chicos sacó una navaja e hirió a uno de los franceses en el brazo. La víctima tuvo que ser atendida por el SEM y fue trasladada a un hospital, indicaron fuentes del Ayuntamiento.

Hace tiempo que los comerciantes del Born de Barcelona están realmente preocupados por la situación que se vive en la zona debido principalmente a la delincuencia protagonizada por los inmigrantes menores no acompañados. Estos inmigrantes, en su gran mayoría magrebíes, atracan a los comerciantes de la zona, además de a los turistas que acuden a Barcelona y que cada vez en menor cantidad, visitan el barrio del Born al recibir el aviso de las propias agencias de viajes de evitar la zona debido a los numerosos robos que hay por allí.

“Muchos comerciantes están teniendo que dejar su negocio”, denunciaron hace tiempo. “A mí me han intentado atracar 7 veces más o menos. Ya he perdido la cuenta. Pero ahora me han destrozado el negocio. Han roto la persiana y han entrado a destrozarlo”, explicó uno de ellos. También criticó la actitud del Ayuntamiento de Ada Colau: “Los comerciantes nos sentimos desamparados. El Raval es una zona problemática pero la zona del Born tiene un problema mayor y el Ayuntamiento no nos ayuda”.

Uno de los principales problemas en materia de seguridad en Barcelona y en otros municpios en los últimos años está siendo la “okupación” ilegal de pisos por parte de menas, y el fenómeno de los charmil, bandas delictivas juveniles formadas por magrebíes. Se está notando un aumento de este tipo de viviendas, y son conocidas las trabas judiciales que comporta solucionarlo.

La problemática viene de lejos, pero se ha agravado en los últimos años, coincidiendo con la pandemia. Cabe recordar, por ejemplo, el episodio en Premià de Mar de junio. Un numeroso grupo de vecinos se había hartado de una oleada de delitos cometidos más o menos en los mismos barrios, y lo atribuyeron a una vivienda “okupada” por menas. Más tarde se comprobó que tenían parte de razón, pero no toda. Se habían quejado de una agresión sexual, que no tenía nada que ver con los “okupas”.

Los vecinos se fueron a protestar delante de la casa “okupada”, y finalmente los Mossos tuvieron que intervenir para que la cosa no fuera a mayores, aunque hubo heridos leves, entre ellos algunos agentes. Los menas fueron trasladados a otro sitio. Los Mossos han detectado, de momento, 51 viviendas ocupadas ilegalmente . En ocho distritos de Barcelona los menas y el movimiento charmil -de acuerdo con las descripciones de su modus operandi- utilizan para dormir y almacenar los objetos robados violentamente a la ciudadanía. De acuerdo con Carlos Anfruns, comisario jefe del cuerpo de la policía barcelonesa, se trata de ” gente con muchos antecedentes ” que “durante el día salen en grupo a buscar víctimas”, especialmente “vulnerables, sobre todo las personas mayores”, utilizando contra ellos ” un exceso de violencia “.

Fuente: Joan Planes – La Razón

Comparte esta página:
4 1 voto
Calificación del post
Suscribirse
Notificar de
guest
1 Comentario
el más antiguo
El más reciente Más votado
Comentarios en línea
Ver todos lo comentarios
trackback

[…] Reyerta en Barcelona entre un grupo de menas y turistas franceses tras un robo […]