6.000€ por 8 horas: el sueldo de la esposa de Puigdemont en la red de televisión local

Marcela Topor lleva tres años facturando 36.000€ por semestre a la XAL, un ente creado para promocionar el talento joven. Solo 12.000 receptores sintonizan su programa semanal.

Marcela Topor, periodista rumana y esposa de Carles Puigdemont, lleva desde abril de 2018 cobrando 36.000 euros por semestre (72.000 euros al cabo del año) por dirigir y presentar un magacín televisivo en inglés en la Xarxa Audiovisual Local (XAL), la red de televisiones locales financiada por la Diputación de Barcelona. En el último pleno de la diputación, el portavoz de Ciudadanos, Salvador Tovar, presentó una moción para que se revise el contrato y se extinga si no cumple los objetivos. La moción fue rechazada de plano por todos los partidos políticos menos el PP. Así que, salvo sorpresa, Marcela Topor tiene asegurado un sueldo de 6.000 euros al mes por un trabajo de 120 minutos a la semana hasta el año 2023.

El programa de la discordia se llama ‘The Weekly Mag’ y el sábado pasado emitió su edición número 106. Se emite en 23 canales de televisión local y comarcal de Cataluña. Su objetivo es “aprender y divertirse en inglés”. En esencia, Topor se rodea de varios colaboradores a los que acompaña en distintos temas de conversación, juegos y variedades, todo en inglés, para estimular el oído del espectador.

El coste total estimado de ‘The Weekly Mag’ es de 300.000 euros al año, que asume íntegramente la XAL, es decir, la Diputación de Barcelona. Según datos internos, en el último trimestre, el programa de Topor tuvo una audiencia acumulada de 122.000 espectadores, con un total de 12.000 dispositivos únicos conectados (aparatos con Smart TV). Es una cifra de audiencia modesta aun para los estándares de la red catalana de televisiones locales.

En el último trimestre, el programa tuvo una audiencia acumulada de 122.000 espectadores

En realidad, la presencia de ‘The Weekly Mag’ en la parrilla del ente audiovisual local es una auténtica rareza. No por su contenido, pues un programa didáctico en inglés puede tener sentido como servicio público, sino por el procedimiento de contratación. La XAL es un ente ideado para promocionar el talento audiovisual joven. Si una pequeña productora catalana tiene un proyecto interesante, su primer paso será acercarse a la XAL para que le compre el formato, y luego esta lo ofrecerá a las distintas televisiones locales. La productora sabe que la XAL le pagará el peor precio del mercado y que el margen de beneficio será pequeño, pero es un primer trampolín para llegar a cotas más altas. Nadie piensa en la XAL como un cliente potente del que vivir.

1.500 a la semana trabaje o no

Lo que suele hacer el ente no varía mucho de lo que hacen otras televisiones más grandes: contrata un formato para un tiempo determinado y paga un precio redondo a la productora. Luego la empresa deberá descontar todos los rendimientos del trabajo, el material, desplazamientos y dietas. Pero en ‘The Weekly Mag’ el procedimiento clásico se rompe. La XAL contrata nominalmente a Marcela Topor por un monto de 36.000 euros el semestre, que dividido sale a 1.500 euros por semana, haya o no programa, así consta en el contrato y de hecho así sucede. Por ejemplo, en verano no hay programa (no se emite entre julio y septiembre), pero el contrato sigue en vigor.

Solo hay que hacer un cálculo sencillo para obtener el coste de Topor para el erario público. Entre principios de abril de 2018 y principios de abril de 2021, se habían emitido 100 programas. Redondeando, 33 programas por año. Eso da una factura real a favor de la periodista de 2.181 euros por sus dos horas semanales.

Porque su misión es dirigir y presentar el magacín. No ha de gastar un solo céntimo en labores de producción, pues la XAL sufraga todos los gastos tirando de su presupuesto público. Son sus redactores y técnicos quienes producen el programa y le dan forma. Llanamente, Topor es contratada como presentadora estrella sin más credenciales que haber presentado un programa de entrevistas en inglés en El Punt Avui TV, la televisión del diario en el que Puigdemont fue redactor jefe.

Extracto de contrataciones de la XAL para 2020, las últimas disponibles. (XAL)
Extracto de contrataciones de la XAL para 2020, las últimas disponibles. (XAL)

Pedro (nombre ficticio) ha vendido programas a la XAL durante muchas temporadas a través de su productora. Fue sobre todo en sus inicios. “Trabajar para la ‘xarxa’ es un mal negocio”, resume. “Pagan poco y exigen territorialidad, es decir, contenidos que cubran distintos lugares de Cataluña, y eso implica muchos gastos de desplazamientos, dietas… Cuando yo trabajaba para ellos, pagaban una media de 1.800 euros por 30 minutos de programa. A final de mes, podías sacar unos 800 euros limpios. En comparación, Barcelona Televisión (BTV) paga 6.000 euros por 30 minutos, y el Canal 33 [el hermano pequeño de TV3] pagaba en sus momentos más bajos 10.000 euros, y en tiempos buenos entre 15.000 y 18.000”.

Esto, según Pedro, tiene su lógica: “La ‘xarxa’ es una plataforma pensada para dar luz a productoras jóvenes y a productoras de territorio. Es para primeras oportunidades, como un paso previo para dar el salto a las teles grandes”. Por eso, el contrato de 36.000 euros limpios al semestre para Topor le parece a este productor “un escándalo” y “una barbaridad”. Este diario ha contactado a la XAL, que ha declinado ofrecer su punto de vista.

Blindada por el PSC

‘The Weekly Mag’ es un programa aprobado en diciembre de 2017 por la anterior Diputación de Barcelona, presidida por Convergència Democràtica (más todas sus transformaciones) entre 2011 y 2019. Topor fue contratada por el entonces consejero delegado de la XAL, Francesc Pena, amigo íntimo de Francesc Homs, exconsejero de Presidencia con Artur Mas y hombre fuertemente vinculado a Convergència.

En julio de 2019, la diputación cambió de color, aunque solo a medias. El PSC, que obtuvo 16 diputados tras las últimas elecciones municipales, pactó con JxCAT (siete diputados) un acuerdo por el que los socialistas presidían el ente con el apoyo de Junts. La alcaldesa de l’Hospitalet de Llobregat, Núria Marín, fue designada presidenta. El pacto causó cierta sorpresa y estupor. Fue negociado por Salvador Illa, secretario de Organización del PSC, y David Bonvehí, presidente del PDeCAT.

Es una incógnita si una de las exigencias de Junts, partido hiperliderado por Carles Puigdemont, fue mantener ‘The Weekly Mag’ en la oferta de contenidos de la XAL, pero el caso es que el programa ha seguido renovando sus contratos semestrales hasta el día de hoy. Y a tenor de la respuesta de los partidos políticos a la moción presentada por Ciudadanos en el último pleno, nada indica que vaya a ser revisado.

Marcela Topor, junto a Quim Torra, en una imagen de archivo. (EFE)
Marcela Topor, junto a Quim Torra, en una imagen de archivo. (EFE)

Ciudadanos pretendía que el pleno de la diputación estudiase si tenía sentido, con base en los costes y su baja audiencia, renovar el contrato de Marcela Topor para el segundo semestre del año. La moción fue rechazada de forma contundente. Los portavoces de En Comú, Junts, ERC y PSC respondieron, en resumen, que la XAL es un servicio público que no debe basar sus decisiones en la rentabilidad económica o la audiencia de sus programas, sino en la calidad ofertada. Y en este caso, coincidieron en que ‘The Weekly Mag’ es un producto de calidad respaldado por el consejo de administración de la XAL.

Por otro lado, los portavoces de los partidos señalaron que Marcela Topor tiene derecho a ganarse la vida, y que sería mezquino vetarla por ser esposa de Carles Puigdemont. Solamente el PP apoyó a Ciudadanos. El PSC fue quien defendió a Topor de forma más vehemente. Los socialistas han declinado hacer valoraciones para este artículo.

«Es el PSC quien permite a Junts tener ese programa, no sé exactamente por qué motivo», afirma el portavoz del PP

Daniel Gracia, portavoz popular en la Diputación de Barcelona, toma este episodio con resignación. “Es el PSC quien permite a Junts tener ese programa, no sé exactamente por qué motivo. 300.000 euros es una cifra muy importante para un programa de dos horas que es visto por 12.000 receptores. Lo que pedimos es que la XAL funcione con criterios puramente profesionales, y no para dar cobertura a compromisos políticos que no tienen nada que ver con los objetivos de servicio público del ente, y que a excepción de este programa funciona de forma correcta”.

Marcela Topor, nacida en Vaslui, Rumanía, en 1976, ha sabido sacar buen rendimiento a su elevado nivel de inglés desde que se casó con Carles Puigdemont. En 2004, ambos fundaron ‘Catalonia Today’, un diario gratuito en inglés en el que Topor primero fue secretaria de su marido y posteriormente (año 2006) ascendió a directora. Más adelante, tomó las riendas del programa ‘Catalan Connections’ en El Punt Avui TV, y finalmente ha logrado unas excelentes condiciones laborales en ‘The Weekly Mag’.

Fuente: David Brunat – El Confidencial

Comparte esta página:
0 0 votos
Calificación del post
Suscribirse
Notificar de
guest
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos lo comentarios