El Consejo de Estado al servicio de Sánchez: así ayudó a esconder su informe

El Gobierno hizo lo posible para esconder un informe decisivo sobre los Fondos Europeos, que solo se dio a conocer con el «engaño» culminado. Ésta es la secuencia documentada que siguió.

Pedro Sánchez logró aprobar el Real Decreto que le permite gestionar personalmente los Fondos Europeos sin dar cuenta de informe del Consejo de Estado que, a lo largo de 97 páginas, denunciaba los peligros de ese procedimiento. Ni el Gobierno se lo mostró al Congreso ni el Consejo de Estado lo hizo público hasta que la aprobación estuvo consumada.

Y no fue un error ni un olvido ni una casualidad. La reconstrucción documental elaborada por ESdiario evidencia cómo el órgano consultivo por excelencia del país hizo todo lo posible por auxiliar a Moncloa en su ceremonia de opacidad: se negó reiteradamente a informar a este periódico, que cursó formalmente la petición de la información y, cuando ya se hizo pública, alegó explicaciones directamente falsas. Ésta es la historia.

Un informe escondido

La publicación del demoledor dictamen del Consejo de Estado relativo al reparto de los fondos europeos ha puesto en entredicho, paradójicamente, el carácter independiente del máximo órgano consultivo del país. Solo la presión, tanto política como mediática, ha hecho posible que se conociera el contenido de un documento que ha dejado en evidencia la arbitrariedad con la que se pretende distribuir el ‘maná’ europeo y la falta de controles existentes para ello.

Pablo Casado levantó la liebre hace un mes en el Congreso al desvelar que existía un informe del que no se había informado a las Cortes, algo que Presidencia justificó alegando que no era preceptivo y que por tanto no era necesario hacerlo público.

Sin embargo, ahora, un mes después de que se desatase la polémica, el informe apareció publicado el pasado lunes en la web del Consejo de Estado, abriendo numerosas incógnitas al respecto, no solo por el contenido, sino por la forma en la que se ha dado a conocer a la opinión pública. ¿Quién ha decidido darle difusión? ¿Por qué ahora y no antes? Son solo algunas de las preguntas que surgen al respecto.

ESdiario, que había pedido del Consejo de Estado el pasado 4 de febrero el acceso a dicho informe, fue contestado de manera inmediata desde el mismo con un simple y contundente “el  asunto por el que se interesa lo tiene que pedir a PRESIDENCIA, RELAC.CON LAS CORTES Y MEM. DEMOCRÁTICA” (sic).

El Consejo de Estado ayudó a esconder su propio informe y luego justificó su difusión con explicaciones inexactas

Días después, el dictamen fue objeto de conocimiento público, una vez que la presión política y mediática alcanzaba su punto álgido. Dado que el Gobierno no había hecho público el mencionado Dictamen, el 1 de marzo ESdiario volvía a preguntar al Consejo de Estado cuáles eran las razones de su cambio de postura, solicitando las pertinentes explicaciones y quién o quiénes habían ordenado esa publicación en la web del Consejo, y si obedecía a alguna indicación o instrucción impartida por Moncloa, que no había hecho público tal informe.

Según las respuestas dadas por la Directora de Comunicación del Consejo de Estado, Nuria Ribas, «el Consejo de Estado no puede hacer público ninguno de sus dictámenes hasta que el organismo consultante no lo haga público primero o nos dé luz verde para hacerlo público nosotros».

«Es por esta razón que hace un mes, cuando usted nos pidió por primera vez el dictamen, tuvimos que remitirle al organismo consultante, en este caso Vicepresidencia Primera del Gobierno. Esta fue nuestra respuesta a absolutamente todos los medios de comunicación que nos lo pidieron. Porque debía ser Vicepresidencia quién lo repartiera en todo caso entre los medios».

La conexión con Moncloa

Para concluir que afirmando que «el Gobierno decidió hacerlo público y, por tanto, nosotros ya pudimos colgarlo en nuestra web como hacemos con todos nuestros dictámenes cuando se hacen públicos por parte del consultante». 

Sin embargo, ESdiario ha podido comprobar que ese informe no se ha hecho púbico por parte del Gobierno, en contra de lo afirmado desde el Consejo de Estado, y  a pesar de que el mismo trascendiera de manera notoria, poniendo así en entredicho las afirmaciones recogidas y alentando así las especulaciones sobre esta polémica y la cada vez mayor sospecha de que Moncloa se ha servido del Consejo de Estado, presidido por María Teresa Fernández de la Vega, exvicepresidenta del Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero, para salir de la polémica generada en este asunto. 

Este periódico solicitó el pasado 4 de febrero a Presidencia el acceso al mismo Dictamen. Fue el Subsecretario de la Presidencia, Antonio Hidalgo López, quien con fecha 2 de marzo contestaba a ESdiario: «El Consejo ha publicado el dictamen a que se refiere la solicitud en su propia página web, en la sección de “Actualidad”.

Las contradicciones

Lo sorprendente es que fue este mismo Alto Cargo quien reconocía que el Gobierno no lo había hecho público todavía, dejando en entredicho las declaraciones efectuadas desde el propio Consejo de Estado, al afirmar que  «próximamente se publicará en la base de datos de dictámenes del Consejo de Estado, que se alberga en el Boletín Oficial del Estado», algo que aún no ha ocurrido.

Una nueva treta del Gobierno de Sánchez para ocultar un informe, que de haberse conocido antes, habría puesto en peligro la aprobación del real decreto, que sorprendentemente salió adelante gracias a la abstención de Vox, arrepentido días después tras conocer el contenido del dictamen.

El Consejo de Estado, según la secuencia de hechos y documentos reunida por ESdiario, se dedicó a auxiliar a Moncloa en la difusión de sus propios informes y, cuando no quedó más remedio que darlos a conocer, ofreció explicaciones incompletas o directamente falsas.

Fuente: Javier Rodríguez – EsDiario

Comparte esta página:
0 0 votos
Calificación del post
Suscribirse
Notificar de
guest
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos lo comentarios