‘El Pirrakas’, el guardián que protege el chalet de Pablo Iglesias: la vida del boxeador ‘bukanero’

Dentro del ring se hace llamar Lister, como el general de la República. Iñaki, con antecedentes, siente devoción por el líder de Podemos.

El hombre que graba el vídeo se adentra en la calle de Galapagar en la que viven Pablo Iglesias e Irene Montero. Es uno de los que acude de forma habitual a protestar frente al chalet. Muy cerca de la puerta de la mansión hay un coche blanco. Cuando el hombre llega a su altura, el conductor del vehículo abre la puerta e intenta bloquearle el paso. Como ve que no lo consigue, se baja del coche y sigue obstaculizando a pie.

El hombre que graba, sin dejar de avanzar, le pide explicaciones: “¿Qué haces? ¿Qué estás haciendo, chico?”. Pero el tipo de cabeza rapada que ha descendido del coche  sigue haciendo pantalla con su cuerpo, en silencio. Dificultándole llegar a la puerta del chalet. Sin éxito, porque el primero acaba alcanzando su objetivo. Allí hay una garita con guardias civiles, que resuelve el encontronazo diciéndole al que graba que circule. El rapado del coche se queda hablando con los agentes. El que graba, ante de irse, le dedica unas palabras: “Si querías provocar una pelea, te ha salido mal, Monchito. A la próxima a lo mejor. Cuando vengas al bar, cuando cumplas tus amenazas, fantasmín”.

El que graba es Miguel Frontera, un hostelero que ahora tiene una orden de alejamiento del chalet de Iglesias por sus reiteradas protestas. Pero, ¿quién es el rapado que intenta bloquear el paso? Porque no es el primer vídeo en el que este mismo sujeto aparece en esta misma actitud: vigilante en la puerta de la mansión de Iglesias, en actitud de guardia y beligerante con los que vienen a quejarse.

EL ESPAÑOL ha podido averiguar que se trata de Iñaki Jiménez, alias ‘Pirrakas’. Uno de los pesos pesados de Bukaneros, los radicales de extrema izquierda del Rayo Vallecano. Además de ultra, es luchador de artes marciales mixtas. Mide 1,70 y practica el boxeo. Y cuenta con un dilatado historial de antecedentes policiales: por desórdenes públicos, por presunta pertenencia a organización criminal e incluso por tentativa de homicidio.

El ‘Pirrakas’, según han confirmado a este diario fuentes del entorno de Galapagar, es un habitual en la puerta del chalet de Iglesias. “No va a diario, pero acude muy a menudo desde el año pasado. Le planta cara a los que van a protestar y hace una labor propia de un jefe de seguridad. De hecho, a menudo es él quien acompaña a Pablo Iglesias en lugar de su escolta oficial”. Un bukanero, en el rol de guardian del vicepresidente del gobierno.

Lister

El pasado mes de diciembre se organizó una pelea en un suburbio de Estocolmo (Suecia). Era una velada del circuito KOTS (King Of The Streets), una especie de club de la lucha, una UFC alternativa. Unos turbios combates que se desarrollan en mitad de la nave, sin cuadrilátero ni octógono. Allí participan, sobre todo, miembros de grupos ultras de equipos de fútbol europeos. 

Esta vez le tocaba un español. Un madrileño que se hace llamar ‘Lister’, como el militar gallego que llegó a general del ejército de la URSS. Su oponente, el lituano Kubilius Vytautas, le saca más de 15 centímetros y tiene un físico mucho más estilizado. Vytautas liquidó al madrileño en pocos segundos, con un contundente KO. Parece que los lituanos no guardan buen recuerdo de la URSS, ni de su ejército comunista.

Cartel del combate que perdió el 'Pirrakas' en Suecia

Cartel del combate que perdió el ‘Pirrakas’ en Suecia KOTS

‘Lister’ es otro de los apodos de Iñaki el ‘Pirrakas’, que se presenta a los combates como ‘Rayo Vallecano Hooligan’. En los carteles oculta su rostro: aparece enmascarado con un pasamontaña con los colores del Rayo, donde hay dibujos de balones antiguos y puñales. Pelea para el Randa, que es algo así como el equipo español de estas veladas de combates entre ultras. Randa es una marca malagueña de ropa deportiva. Esponsoriza al equipo español, que cuenta también, por ejemplo, con un ultra del Alavés llamado Estébanez. El ‘Pirrakas’ es el representante del Rayo. En su ficha de lucha consta como boxeador. Y lo cierto es que experiencia en la pelea tiene.

“El ‘Pirrakas’ es uno de los habituales cuando Bukaneros montan follón. Le gusta la violencia. Cuando Bukaneros se van ‘de baile’ (en el argot ultra, pelear contra una hinchada contraria), es casi seguro que va a estar por ahí, en primera línea. Estuvo en las más gordas, como la pelea contra los Ultras Sur en [la calle] Marceliano Santamaría. O en una muy recordada que tuvieron contra el Frente Atlético, en el viejo Calderón. O contra los Supporters del Betis, que los Bukaneros están hermanados con los Biris del Sevilla FC”, le cuentan a EL ESPAÑOL fuentes del ámbito ultra de la capital.

Tentativa de homicidio

Precisamente por su actividad como ultra le constan sus primeras detenciones: en 2005 fue arrestadp en las inmediaciones del Parque Azorín (Madrid) por apedrear el autobús de los aficionados del Real Oviedo. Y en 2013 fue detenido por presunta pertenencia a organización criminal al formar parte de Bukaneros y ser autores de varios delitos cometidos en encuentros de fútbol (amenazas, coacciones, lesiones y delitos contra el honor).

Pero la más grave tuvo lugar en 2008, cuando fue detenido junto a otras tres personas por tentativa de homicidio. Propinaron una brutal paliza a un militante del partido de ultraderecha Alianza Nacional. Le quemaron la cara con bengalas. La víctima acabó en coma. En 2010 volvió a ser detenido por estos mismos hechos acontecidos dos años antes.

Su ficha de luchador de KOTS

Su ficha de luchador de KOTS

Aunque no se ocupa de la actividad diaria de Bukaneros, forma parte de la cúpula. Por su carácter combativo y por su larga pertenencia al grupo, donde lleva más de 15 años. Ahora supera la treintena, pero sus primeras detenciones con el grupo ultra llegaron con la mayoría de edad recién cumplida. Los más jóvenes, los cachorros, suelen ser los más alborotadores de las hinchadas.

Fueron sus inicios. Ahora, su jerarquía dentro del grupo es indiscutible. De hecho, la primeras imágenes públicas de Iñaki se tomaron tras la muerte de Jimmy, el ultra del Depor asesinado en una pelea contra el Frente Atlético. El ‘Pirrakas’ fue uno de los bukaneros que asistió al tanatorio para expresar sus condolencias. Los Riazor Blues, por ideología de extrema izquierda, son uno de los grupos que mantiene una buena relación con la hinchada del Rayo.

Iñaki fue uno de los miembros de Bukaneros que fue al tanatorio tras la muerte de Jimmy

Iñaki fue uno de los miembros de Bukaneros que fue al tanatorio tras la muerte de Jimmy

Fue uno de los que se vio atraído por Pablo Iglesias tras el 15M. «En Bukaneros hay muchos que son anarquistas. Pero cuando se fundó Podemos algunos tiraron por ahí; se pusieron a militar en política de forma más activa», cuentan a EL ESPAÑOL fuentes de Vallecas. Y al parecer, el que ha alcanzado cotas más altas, justo al lado del vicepresidente, es el ‘Pirrakas’.

El Monchito

A Iñaki le llaman ‘Pirrakas’. Cuando pelea se hace llamar ‘Lister’. Pero lleva camino de que lo conozcan en redes sociales como el ‘Monchito’. Es el nombre con el que se dirige a él Miguel Frontera en sus vídeos: «Yo le digo Monchito por aquel hombre que vive en Boadilla y tenía muñecos ventrílocuos. José Luis Moreno, ¿te acuerdas? Pues tenía uno que se llamaba Monchito y es lo que me parece a mí el Iñaki este. Un pelele, un muñeco, un…», sigue relatando Frontera a EL ESPAÑOL.

Frontera es hostelero y uno de los principales impulsores de las protestas en la puerta del chalet de Pablo Iglesias. Acude muy a menudo con cacerolas, sartenes o grandes altavoces. Luego cuelga los vídeos en su canal de Youtube. Todo esto le ha acabado valiendo una orden de alejamiento de 500 metros de la mansión de Iglesias y Montero. Eso le ha convertido, de algún modo, en el estandarte de este grupo de personas que protestan frente a la mansión. La medida le mantiene algo más retirado. Pero antes llegaba hasta la puerta. Y era ahí donde se encontraba al ‘Pirrakas’.

«Varias veces lo hemos visto ahí, en plan guardaespaldas. Está todo grabado. Siempre intenta intimidar, pero a mí no me intimida nadie. Mucho menos con amenazas. Vino un día y me dijo que ya sabía quién era yo. Que tenía un bar en la calle San Mateo y que me iba a enterar cuando me hiciese una visita. Aún lo estoy esperando. Por eso en ese vídeo le acabo diciendo que si busca pelea y que si va a bajar a mi bar», explica Frontera.

Frontera, como muchos otros de los que conforma el grupo que acude a protestar a Galapagar, corroboran que el ‘Pirrakas’ es un habitual en aquella calle. Como un miembro más de la seguridad del vicepresidente. Ignoran, no obstante, cuál es la relación real con Pablo Iglesias. «No tenemos ni idea de si son amigos, o lo tiene contratado o qué, pero ahí suele estar desde mediados de el año pasado».  Su asistencia regular por la casa de Iglesias se pone de manifiesto en los vídeos que graba Frontera, en los que Iñaki siempre acaba departiendo con los agentes de la autoridad, que no lo expulsan de la zona. 

No van de cara

Es en las redes sociales donde más le están atizando esta supuesta faceta de guardia de korps virtual del vicepresidente. Le recuerdan una pancarta que sacaron Bukaneros en la grada de Vallecas en un partido contra el Málaga: «Los que utilizan guardaespaldas son los que no van de cara». 

Pancarta de Bukaneros en Vallecas contra Martín Presa

Pancarta de Bukaneros en Vallecas contra Martín Presa Bukaneros

Aquella pancarta iba dirigida a, presidente del club, Martín Presa. Pero ahora es uno de los Bukaneros el que le cubre las espaldas a Pablo Iglesias. No es oficial, no tiene placa ni va uniformado. Sigue parando por Vallecas, continúa como ultra del Rayo y representa a los hooligans de su equipo en un club de la lucha. Pero cuando al vicepresidente del gobierno le molesta algo en su puerta, acude raudo a protegerla.

Fuente: David López Frías – El Español