El estado policial de Washington

«Todo este montón de basura solo ha podido nacer en un país que va a la deriva. Un país en descomposición que ha confundido la realidad con el espectáculo interminable de sus mentiras excretadas por la factoría de sueños y sus engendros del Star System.»

Amanece en la Colina un triste día más, desde que los conjurados criminales de la izquierda neo-comunista americana formalizaron la puesta en escena de la pieza teatral adecuada para “finiquitar” a un presidente.

Donald Trump era ese presidente, discretamente torpe, pero elegido legalmente por el pueblo, muy a pesar del llamado (por los asesinos “despiertos”) «el inviolable y sagrado juego democrático».

Allí, en Capitol Hill, ya no existe la ciudad que brilla y da luz al mundo entero anunciando y celebrando, desde la histórica loma, la tierra de las mujeres y de los hombres libres que inventaron un país al que llegaron a llamar incluso «el nuevo Israel»…

Eran los padres de la Constitución, la llamaban Nueva Jerusalem, o la tierra prometida por Dios a los hombres y mujeres valientes de las colonias de Norteamérica que abandonaron la asfixiante y fanática monarquía británica que los tildó siempre a todos de vagos, maleantes, traidores, pecadores, defraudadores de impuestos, y de gentuza piojosa de la peor especie.

Todo el planeta ha sido testigo, estos días primeros del año 2021, de la sutil engañifa que ha podido desplegar la peor basura de propagandistas políticos de la historia americana. La prensa dominante ha marcado el ritmo y las redes sociales han dado rienda suelta al control absoluto de los ciudadanos.

Si solo fuera eso, aparato de propaganda… pero llamar periodistas a esta basura, nos muestra la dictadura de Washington en su plano general; porque son algo más, que iremos señalando con pelos y señales.

Me decía un amigo, al calor y recogimiento de una copa de vino, mirando con pena el atardecer en la montaña, que lo realmente triste es que ocurrió la tragedia con el aplauso generalizado del rebaño envilecido y esclavo de la opinión dominante.

El estado policial de Washington-1

El odio “sistémico” desmedido de un presidente negro

El golpe de estado estaba perfectamente diseñado en Beltway por Barack Hussein Obama y cualquier opinión disidente, era  arrasada  y aplastada por la peor ralea de políticos que ha parido madre:

« Y por esa chusma esclavizada en medio mundo, que nunca deja de vitorear y aplaudir a sus amos de los mass-media;

por miedo innato, por cobardía o por ignorancia supina»

El grado superlativo de los incultos, la única fachada de los aduladores con notables carencias intelectuales; la huida de la libre expresión de ideas, el desprecio por la crítica política; la vieja costumbre de servir a los corruptos.

Si algo nos ha enseñado la vida y la historia es que el esclavo ama a sus carceleros; el fenómeno paradójico de vinculación afectiva a través de la obediencia ciega y la aceptación de migajas.

Dicen algunos psiquiatras que se debe a una suerte de “instinto de supervivencia”… Vitorear a los corruptos y aplaudir a los amos…

Si quiere encontrar la verdad explicada, le suma usted el miedo a la libertad, y la “confortable” existencia que descubre a los cobardes,la sumisión del que nace y se muere esclavo; contemple a la masa subyugada por el poder…

La asquerosa y repugnante presencia de Joe Biden

Joe Biden, actual inquilino de la Casa Blanca, es -textualmente- un cadáver que camina a duras penas. No dejen de observar el hiperbólico tratamiento “fotoshop” de todas sus fotos y retratos en los medios.

Todas sus supuestas entrevistas, encuentros o visitas con supuestos líderes mundiales, tienen, al menos, 4 o 5 años, incluso es posible que no pueda viajar para que ocurra el milagro de la “actualidad” política.

Dejarlo solo para que se relacione con personalidades es un peligro y podría ser, incluso fatal… Solo hay que darle un poco de tiempo para que sea “sustituido” por La femme la plus puissante du monde, o sea, la erótica Kamala Harris.

Es público y notorio que la prensa de todo el planeta habla hoy de la 3ª legislatura de Barack Obama en las sombras.

El anciano desquiciado y con carencias cognitivas, Joe Biden, es la perfecta marioneta diseñada por el «gang Obama» y -además- el “periodo de transición legal” necesario para dar el poder a la primera mujer que ocupará el Despacho Oval:  la obediente Kamala Harris.

El estado policial de Washington-2

Que tu propio hermano te señale como a un gánster

Pero hay algo muy curioso que lo documenta e ilustra absolutamente todo: uno de los hermanos kenianos de Barack Hussein Obama, advierte y grita indicando, en la prensa mundial y en la TV, que su hermano es un “peligroso mafioso que no tiene nada de demócrata”…

La ensordecedora pelea de Barack Obama con su medio hermano en Kenia, Malik Obama, dio la vuelta al mundo y fue publicada en todos los idiomas.

Según testigos presenciales, de la élite keniana, Malik Obama apoyaba a Donald Trump en las elecciones y no al “gánster traidor” que era su medio hermano…

Malik, a pesar de estar emparentado con el ex-presidente Obama, es un ferviente seguidor de Donald Trump, y de la república estadounidense que Barack Obama está llevando a la destrucción…

El keniano-americano, Malik Obama, acaba de publicar un libro en el que saca a relucir todos los trapos sucios de la familia; y destroza, literalmente, al que llama su implacable y violento hermano lleno de un odio desmedido e incomprensible hacia los Estados Unidos.

«No se entiende como pueden endiosar a un presidente que ha diseñado el hundimiento de Estados Unidos con el apoyo de la mafia mediática”» declara su hermano Malik.

«Una mafia que lo ha hecho multimillonario, y dueño y señor de Washington».

El Clan Clinton, con muchos cadáveres a sus espaldas, todos testigos de crímenes sexuales y acusaciones de pederastia, vigilaba de cerca a Barack Hussein Obama.

Sabían que era muy listo y ambicioso, o sea, que -según la narrativa estadounidense- los Clinton lo llevaban entre algodones porque era inteligente en extremo y hacía bien el trabajo…

Sin duda el mejor valor añadido…

Sin embargo, el «listo y eficiente Obama» los adelantó a todos al conformar distintos grupos de poder, les pasó por encima, y rebajó al que las malas lenguas llamaban “el clan de los pederastas” a la última fila de los enloquecidos candidatos a la Casa Blanca.

Así, Barack Obama, fue construyendo su propio “Clan Familiar” y terminó relegando a la “insoportable” Hillary Clinton al humillante lugar de “vieja decadente” con mala leche, y con muy mala fama…

Lo más triste de todo esto es la frivolidad extrema y las mentiras con que la prensa europea nos obsequia cuando protegen, maquillan y dan vida “moral” a una mafia conocida por todos y publicada en toda la prensa mundial.

Dicen algunos especialistas rusos que probablemente Alemania desea utilizar “la misma medicina” que en Estados Unidos para poder dominar la Unión Europea mediante una dictadura disfrazada de “alarma” sanitaria.

Pero los “sabios” de Moscú no paran de advertir que la Unión Europea nunca podrá deshacerse ni de la OTAN, ni del poder geopolítico de Washington.

La insoportable retórica de un mafioso y vengativo negro manipulador no permitiría que su “títere” estropeara a la Europa imprescindible para negociar con una Rusia gigante, repleta de oro, diamantes, petroleo, gas y minerales extraños…

Foggy Bottom no es de Joe Biden, no está en condiciones de hacer política Exterior, ni siquiera política de salón; el viejo corrupto Biden  se puede morir en cualquier momento, y la gente lo sabe…

Tampoco es la George Washington University el campus adecuado para el oportunista Antony Blinken que es una extraña carta del «wokeísmo»  para hacerle alguna “putada” a Israel diseñada por Barack Obama.

Obama es todo un experto global en hacer daño al gobierno de Jerusalem, un auténtico antijudío disfrazado de amigo…  De esos que te dicen que la religión es el opio del pueblo…

Nadie le ha dicho a este poderoso sujeto en su cara que es un maldito embustero que está repartiendo la peor droga que existe: el wokeísmo.

La metanfetamina del siglo XXI que está derrumbando a los Estados Unidos. Es Obama el que reparte esta droga barata y altamente adictiva.

Lidera a los violentos “despertados”; majaderos en grupos de identidad racial, sexual y de género, enfermos que necesitan su dosis de “revelaciones” y auto-confirmación que exigen penitencia a los ciudadanos decentes, y un acto de contrición, a ser posible, público…

No hace falta ser un científico candidato al Nobel para saber que la llamada “izquierda” está trabajando para destruir a la iglesia católica y perseguir a los cristianos, estigmatizarlos, señalarlos como víctimas…

Esto es muy grave, lo está liderando Joe Biden y lo quiere extender en todo el planeta Tierra…

Marcar a los ciudadanos libres ante monstruosos individuos esquizoides dedicados a la política… Enfermos y enloquecidos políticos padeciendo disforia pública de género que quieren dirigir colegios para niños menores de edad…

Ministros pervertidos y enloquecidos por la ausencia irremediable de pene, angustia vaginal global expresada en las Naciones Unidas, psicósis psicodélica de útero en comisiones parlamentarias, o expresar añoranza rectal ante los buzones de Correos, o bellos semáforos erectos y urbanos dirigiendo el tráfico…

Si fuera solo esto… pues nos reiríamos. Pero toda esta mezcolanza de aberraciones psiquiátricas tiene un sentido criminal en el contexto de los sistemas de dominio político.

La peor basura política de la historia lo utiliza como un poderoso mecanismo para controlar el pensamiento y el discurso de los ciudadanos. Lo están haciendo en el colegio de su hijo para que la escuela sea un recurso de mano de obra barata para la clase dominante.

Y para que la única preocupación social sea «quién le da por el culo a quién» según una despreciable mujerzuela española de un gobierno europeo adscrita a un partido de majaderos embaucadores y corruptos que señalan a los demás como “fascistas”.

Esta república estadounidense,da asco…

Está claro que el estado policial de Washington “no es rosa” porque no sabe lo que hace, porque tras esta falsa revolución de la vida cotidiana de los ciudadanos, vendrá -sin lugar a dudas- la insurrección contra el Estado y sus degenerados políticos que ni siquiera alcanzan la mínima expresión de élite…

Bajo el supuesto intento ético y moral de reorganizar la unidad de la nación estadounidense, los dueños de las  Big Tech, plutócratas multimillonarios, han apoyado y justificado con su imperio mediático las ejecuciones extrajudiciales en Capitol Hill.

Las redes sociales han dado cobertura a una criminal obra de teatro vociferada por los poderosos periódicos que un día fueron nombrados «cuarto poder» y ahora es conocida como la “cuarta familia de la mafia”.

Ya nadie respeta a los Estados Unidos, ni como república, ni como democracia. Es más, nadie de fía de Washington como socio “entrañable”. El repudio a esa casta de las redes sociales americanas conduce a la Unión Europea a crear las suyas propias.

Esta respuesta será global, lo que demostrará que la decadencia de Occidente no era un cuento chino… sino un repugnante cuento estadounidense.

Todo este montón de mierda solo ha podido nacer en un país que va a la deriva. Un país en descomposición que ha confundido la realidad con el espectáculo interminable de sus mentiras excretadas por la factoría de sueños de Hollywood y sus engendros del Star System.

El prestigioso erudito, Walter Russell Mead, se equivocó cuando aseguró que «China is the real sick man of Asia»

En mi humilde opinión, Estados Unidos es el único enfermo incurable.

Ha instaurado una perversa y cancerígena dictadura policial que se extiende mortalmente como su propia metástasis.

Alfonso M. Becker © copyright (Todos los derechos reservados)  All rights reserved

Comparte esta página:
0 0 votos
Calificación del post
Suscribirse
Notificar de
guest
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos lo comentarios