Solidaridad, el sindicato que impulsó Vox empapela las sedes de UGT con “cerrado por corrupción”

Colocan de noche carteles en Madrid, Sevilla y Valencia con artículos de periódicos que denuncian las presuntas corruptelas de los “viejos sindicatos” y aseguran que “se han olvidado de los trabajadores”

El Sindicato Solidaridad, que impulsó Vox, ha llevado a cabo en la noche de ayer una acción simultánea en Madrid, Sevilla y Valencia en la que han tratado de precintar las puertas de la UGT con pancartas donde se podía leer “cerrado por corrupción”.

En concreto, en la sede sindical de Madrid colocaron una pancarta en las vallas más próximas a la sede con el cartel de “cerrado por corrupción”. El sindicato Solidaridad tenía la intención de haberlo situado justo en la fachada, pero no les fue posible por la seguridad con la que cuenta el edificio.

En las sedes de Sevilla y Valencia de la UGT colocaron un cordón similar a los de los precinto a o largo de la verja de la sede con carteles donde se podía leer “cerrado por corrupción” y artículos de prensa con noticias como: “UGT y CC OO cobraban el 1% de cada ERE del “fondo de reptiles”, “el juez sienta a UGT en el banquillo por saquear a los parados para sus gastos”“juicio a la trama de UGT por el desvío de 40 millones” o “CC OO y UGT cobran casi tres millones de euros por 82.000 delegados “fantasma””.

Sede de la UGT de Valencia en donde aparecen una cinta de precinto y noticias de periódicos que denuncian las presuntas corruptelas
Sede de la UGT de Valencia en donde aparecen una cinta de precinto y noticias de periódicos que denuncian las presuntas corruptelas – LA RAZÓN –

Con esta acción, indican desde el sindicato Solidaridad, pretenden denunciar cómo los “viejos sindicatos han hecho de la corrupción su forma de vida”. Destacan que los sindicatos tradicionales “se han olvidado por completo a los trabajadores y solo se preocupan de mantener sus millonarios sueldos, sus redes clientelares y sus cuantiosas subvenciones pagadas con el dinero de los trabajadores”, destacan. También, aseguran que es una reivindicación sobre la necesidad de un sindicato “real que sea una herramienta que represente y defienda única y exclusivamente los derechos de los trabajadores”.

Destacan que “UGT está plagada de casos de corrupción, muchos sin esclarecer o con sus culpables en la calle, mientras tanto, a diario, los vemos dándonos lecciones de moral sobre “lo público””.

“Solidaridad nace para defender y representar al trabajador, indefenso ante la deslocalización de sus puestos de trabajo, ante el cierre de la poca industria que nos queda, ante la competencia desleal y ante los intereses políticos que están haciendo desaparecer la clase media, condenándola a condiciones laborales tercermundistas. Para proteger a la clase trabajadora de las políticas progres, políticas centradas en fomentar el globalismo, la inmigración ilegal y el feminismo” políticas que “condenan a la ruina”, subraya el secretario general del sindicato Solidaridad, Rodrigo Alonso.

Es por ello, apuntan, que el Sindicato Solidaridad incide en denunciar “la lacra de la corrupción de los viejos sindicatos” porque “son engranajes necesarios para mantener los privilegios de unos pocos a costa del trabajo de los demás”. Además, Alonso critica cómo ahora esos sindicatos, “ante la ruina de miles de trabajadores y autónomos estos sindicatos guardan silencio”.

Más de 10.000 afiliados

Cuatro meses después de que el sindicato Solidaridad que impulsó Vox viera la luz cuenta con más de 10.600 afiliados. El sindicato que lidera Rodrigo Alonso, desde su nacimiento, ha fijado gran importancia en incentivar la afiliación. Las nuevas adhesiones proceden de todo tipo de sectores pero los que más predominan pertenecen a la seguridad privada, la sanidad y el transporte. También es muy representativo el sector secundario, destacan fuentes del sindicato.

Fuente: C.S. Macías – La Razón