Trump declara el estado de emergencia en Washington antes de la investidura de Biden

El presidente saliente autoriza al Departamento de Seguridad Nacional y a la Agencia para el Manejo de Emergencias a coordinar «todos los esfuerzos en caso de desastre» hasta el 24 de enero.

La Casa Blanca ha informado de que el aún presidente de Estados UnidosDonald Trump, ha decretado el estado de emergencia en el distrito de Columbia. En su capital, Washington D.C., tendrá lugar en escasos días el acto de investidura del presidente electo, el demócrata Joe Biden

El mandatario ha ordenado la asistencia federal para complementar los esfuerzos de respuesta del distrito debido a las «condiciones de emergencia» en las que se celebrará el inicio de una nueva legislatura.

De esta manera, el republicano autoriza al Departamento de Seguridad Nacional y a la Agencia Federal para el Manejo de Emergencias a coordinar «todos los esfuerzos en caso de desastre». Una decisión que tendrá vigencia hasta el próximo 24 de enero. 

Concretamente, tal y como explica el comunicado de la Casa Blanca, la Agencia Federal tiene autorización para «identificar, movilizar y proporcionar, a su discreción, el equipo y los recursos necesarios para aliviar los impactos de la emergencia».

«Ataque terrorista sin precedentes»

En esta línea se ha expresado la alcaldesa de la capital, Muriel Bowser, que a través de una misiva había instado «encarecidamente» al Departamento de Seguridad Nacional del país norteamericano a que se enfoque en la toma de posesión. 

En su carta, Bowser había elaborado una lista de las acciones que se deberán llevar a cabo durante la jornada de investidura del demócrata para garantizar la seguridad alrededor del Capitolio, que sufrió un asalto dejando cinco víctimas mortales hace menos de una semana.  

Además, la dirigente había emitido una orden para ampliar el estado de emergencia y el toque de queda en la capital estadounidense durante quince días más.

La alcaldesa asegura que después del «ataque terrorista sin precedentes» que se vivió en el Capitolio de EEUU el pasado miércoles y a la «amenaza continua de violencia» en Columbia, están «extremadamente preocupados» en relación al evento del próximo día 20. 

Entre sus peticiones, Bowser exige la declaración de emergencia hasta el próximo día 24 de enero y pide una coordinación del Departamento de Estado con el Departamento de Defensa y el de Justicia, el Congreso de EEUU y la Corte Suprema para establecer la seguridad. Algo que finalmente el presidente saliente ha aceptado. 

Alertan de posibles «protestas armadas»

Este anuncio del republicano coincide con la alerta del FBI al resto de autoridades y agencias federales ante la posibilidad de «protestas armadas» en las diferentes capitales durante los días previos a la inminente toma de posesión de Biden.

«Este grupo identificado también planea ‘asaltar’ las oficinas gubernamentales, incluso en el Distrito de Columbia y en todos los estados, independientemente de si los estados certificaron los votos electorales para Biden o Trump, el 20 de enero», indicaba el comunicado, publicado en un principio por la cadena ‘abc’ y posteriormente hecho público por el cuerpo.

El FBI dispone de información relacionada con «varias amenazas» no solo sobre Biden, sino también sobre Kamala Harris y Nancy Pelosi

El FBI también ha revelado que dispone de información relacionada con «varias amenazas» no solo sobre Biden antes de su investidura presidencial, sino también sobre la vicepresidenta electa, Kamala Harris, y la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi.

Dos agentes suspendidos

Además, las autoridades han informado de que dos agentes de la Policía del Capitolio han sido suspendidos y al menos otros diez están bajo investigación por su comportamiento durante el asalto a la sede del Poder Legislativo.

Así lo ha explicado el congresista por Ohio y presidente de un subcomité que supervisa a la Policía del Capitolio, Tim Ryan, y lo ha recogido Europa Press.

Policía durante las protestas del movimiento 'Black Lives Matter'
 
Policía durante las protestas del movimiento ‘Black Lives Matter’ Europa Press

La condena a la forma de actuar de este cuerpo de seguridad motivó la dimisión de su jefe, Steven Sund. Se ha comparado la respuesta de los agentes del miércoles con la llevada a cabo durante las manifestaciones en verano frente al Capitolio con motivo del movimiento ‘Black Lives Matter’, cuando las protestas fueron duramente reprimidas a pesar de su carácter pacífico.

Fuente: Lupe Carrasco – VozPópuli