Sánchez quiebra España: la AIReF avanza que la deuda superará el 95% del PIB hasta 2038

Sánchez quiebra España: la AIReF avanza que la deuda superará el 95% del PIB hasta 2038
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, durante su comparecencia en Moncloa. EP

La Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIReF) ha comunicado ya oficialmente sus previsiones para un largo periodo de años en España. Esas previsiones hablan de una inmensa montaña de deuda cuya devolución e intereses pagarán, convertidos en impuestos, todos los españoles de varias generaciones. Porque la deuda no regresará a niveles inferiores al 95,5% hasta 2038. Dicho de otra manera: España tardará casi dos décadas en volver a tener el endeudamiento -ya disparatado- de 2019.

Los mensajes clave de la AIReF son demoledores: “La ratio de deuda sobre PIB se situará entre el 115 y el 122% del PIB en 2020”. Además, “para estabilizar en 2030 la ratio de deuda de 2021 será necesario volver al equilibrio presupuestario a lo largo de esta década”, cosa que, con las medidas actuales del Gobierno socialcomunista, es más que dudoso que vaya a ocurrir. Y “adicionalmente, habrá que mantener ese equilibrio casi otra década para poder digerir enteramente las consecuencias de esta crisis, y volver al nivel previo de una ratio del 95,5% del PIB en 2038. E incluso otra década adicional manteniendo los mismos supuestos no sería suficiente para alcanzar el límite de referencia del 60% del PIB”.

Hay que tener presente que ese nivel de referencia del 60% fue el exigido en los acuerdos del euro, no por obstinación de ningún organismo, sino porque se consideró que era un nivel correcto de endeudamiento para una economía sana.

Y, además, repasó la evolución de la situación desde la publicación de dicho informe, que confirma el análisis macroeconómico realizado por la AIReF y supone una ligera revisión en las previsiones de déficit a la luz de las nuevas medidas adoptadas (Ingreso Mínimo Vital, extensión y modificación de los ERTE y transferencias de la Administración Central a la Seguridad Social) y de la nueva información sobre la aplicación de medidas y datos de ejecución presupuestaria y evolución de la recaudación.

La AIReF señala que aunque la prioridad es dar respuesta a la crisis en el corto plazo, «no deben olvidarse los efectos en el medio plazo»

La AIReF, de hecho, ha revisado sus previsiones de déficit para 2020, que pasan del 10,9% del PIB y el 13,8% del PIB en el Informe sobre el Programa de Estabilidad, al 11,1% y el 13,9% del PIB dependiendo de los escenarios económicos barajados. Las diferencias se justifican principalmente por la inclusión del impacto del Ingreso Mínimo Vital, que empeora en una décima la previsión de déficit y un nivel de gasto sanitario superior al inicialmente esperado que explica el salto a la décima restante.

Por todo ello, la AIReF señala que, aunque la prioridad inicial pasa por dar respuesta a la crisis en el corto plazo, “no deben olvidarse los efectos en el medio plazo”. Y, por ello, debe tenerse en cuenta la activación de la “cláusula de excepcionalidad”, el “inicio de los trabajos para elaborar un Plan de Reequilibrio”, la “planificación adecuada de medidas permanentes e inclusión en el Plan de Reequilibrio”, y el «seguimiento de medidas que generan pasivos contingentes, inclusión en el Plan de Reequilibrio y remisión trimestral de información a AIReF”.

Pérdida económica en España

Hay que recordar que España perderá 178.831 millones de euros en 2020 por culpa de la crisis del coronavirus. Esa crisis que el Gobierno primero negó y más tarde aseguró tener controlada porque, como dijo Pablo Iglesias, «hemos prohibido los despidos».

Pues bien, tras prohibirlos, el número de desempleados registrados en las oficinas del Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE) se han disparado hasta los 3,85 millones de personas; y el PIB se desploma como nunca antes en la etapa democrática.

El cálculo no ha sido reconocido oficialmente por el Gobierno. Pero, de facto, sí extraoficialmente. Y es que los cuadros remitidos por la Dirección General de Análisis Macroeconómico e incluidos en el Programa de Estabilidad enviado por el Ejecutivo de Pedro Sánchez a Bruselas muestran una evolución -tomando como base 100 el año 2015, tal y como indica el organismo oficial en su propio gráfico- que, simplemente con aplicar los propios datos de caída expresados en los cuadros, dan como resultado un hundimiento del PIB en 2020 del 14,36% y una pérdida en un año de 178.831 millones de euros, tal y como ha publicado ya OKDIARIO.

Fuente: Carlos Cuesta – OKDiario

Comparte esta página: