Sanidad borra de su web los informes que prueban la escalada de contagios tras el 8-M

Sanidad borra de su web los informes que prueban la escalada de contagios tras el 8-M
Pablo Iglesias en la manifestación del 8-M de 2020. (Foto: Podemos)

El 14 de marzo se registraron 1.519 casos, mientras el día 7 fueron sólo 65; el día 15 los contagios se dispararon hasta los 2.000.

El Ministerio de Sanidad recopila en sus archivos de acceso público todos los informes de situación diarios sobre el avance del coronavirus. O, más bien, debería hacerlo. Porque dos informes han desaparecido de su archivo en Internet: los correspondientes a los días 14 y 15 de marzo. Se trata de los informes números 44 y 45, justo los que revelan el estallido de los contagios tras el periodo de incubación del virus por culpa del 8-M. OKDIARIO muestra hoy la prueba de que, al buscar los informes, la web de Sanidad muestra el siguiente mensaje: «Lo sentimos, no se encuentra la página que ha solicitado».

Pero este diario también muestra otros documentos: los informes. Porque esos documentos sí fueron elaborados en su momento. Y, efectivamente, una escalada de nada menos que «2.000» casos de contagio justo en el informe del 15 de marzo. Es decir, pasados siete días del 8-M: el periodo de incubación.

Sanidad borra de su web los informes que prueban la escalada de contagios tras el 8-M

Los informes en cuestión son unos de los más polémicos y decisivos en la investigación judicial que debe decidir si el Gobierno omitió su deber de cautela y protección a la población al permitir la manifestación feminista del 8-M.

Sanidad borra de su web los informes que prueban la escalada de contagios tras el 8-M

Y esos informes se han borrado de los archivos de acceso público del Ministerio de Sanidad y del Gobierno.

«Nuevos casos»

Los dos archivos en cuestión han sido localizados por OKDIARIO. Y revelan los siguientes datos: el primero de ellos, que el informe correspondiente al 14 de marzo -seis días después de la manifestación del 8M- no detalló el apartado de «nuevos casos» que sí se habían mostrado expresamente en días anteriores.

contagios
Informe de Sanidad borrado del día 14 de marzo.

Pese a ello, la cifra de avance de casos de contagio se puede obtener por medio de restar del acumulado los contagios de días previos. En segundo lugar, que tras hacer ese cálculo, efectivamente, tiene sentido que el Gobierno oculte esos informes: porque la realidad es que el 14 de marzo se registró una escalada de 1.519 casos. Como comparativa, hay que tener en cuenta que el 7-M el nivel de avance de los contagios era de 65 diarios.

En tercer lugar, el informe del día siguiente, el del 15 de marzo, reafirma la evidencia de que las manifestaciones feministas celebradas en toda España dispararon esos contagios: ese 15 de marzo -siete días después del 8M- el número de nuevos casos se disparó hasta los 2.000.

contagios
Informe de Sanidad borrado del día 15 de marzo.

Y, según explica el propio Ministerio de Sanidad en posteriores informes, «el periodo de incubación medio es de 5-6 días, con un rango de 1 a 14 días». Es decir, que esos informes mostraban el avance a los seis y siete días del 8-M.

Presidencia del Gobierno

Se trata de las últimas irregularidades en los documentos clave que necesita la juez Carmen Rodríguez Medel. Todo ello, teniendo en cuenta, como ha publicado ya OKDIARIO, que los informes de situación de los días 7 de marzo y 8 de marzo, donde se refleja la evolución de los contagios de las dos jornadas más relevantes para enjuiciar si el Gobierno tuvo una responsabilidad penal por haber autorizado la manifestación feminista del 8-M, no han sido elaborados por el Ministerio de Sanidad, sino por los mismos que pueden acabar siendo juzgados, según reclaman ya algunas de las querellas.

Y es que los informes de esos dos días no fueron elaborados por el Ministerio de Sanidad sino por Presidencia del Gobierno. Este diario ha repasado, uno a uno, todos los informes de situación elaborados a lo largo de la crisis del coronavirus. Y justo en los días clave para analizar judicial y penalmente si el Gobierno tuvo conocimiento de un estallido de contagios previo al 8-M que le debería haber llevado a desconvocar la manifestación feminista de aquella jornada, es donde los informes del Ministerio de Sanidad se cortan. Esos días sólo hay un documento con capacidad para revelar los contagios y su evolución: el elaborado por uno de los departamentos integrados en Presidencia y en su Gabinete: Seguridad Nacional.

Así figuran firmados los informes de esos dos días. Y no porque Seguridad Nacional no haga esa labor de forma diaria, sino porque, misteriosamente, los informes del Ministerio de Sanidad diarios dieron esos dos días un salto, dejando de analizar esas dos jornadas y saltando al lunes siguiente.

Los fines de semana son analizados por el Ministerio de Sanidad. No se hacen parones. Pero sí se paralizó el análisis justo esos dos días claves para analizar la relevancia penal de los actos del Gobierno. Y al desparecer el informe técnico, sólo quedó el de la propia Presidencia del Gobierno.
Pero, además, la numeración de los boletines de Sanidad no se rompió. Es decir, que el Ministerio de Salvador Illa actuó como si el fin de semana no hubiera existido. Por ello, el informe de situación del día 6 de marzo llevó el número que le correspondía -el nº 38- y el del lunes siguiente mostró el nmero 39.

Distinta fórmula

El cambio supuso una ventaja estética para el Gobierno: porque si el informe elaborado por el Ministerio de Sanidad destacaba de forma prioritaria los «nuevos casos» de contagio, el de Seguridad Nacional de ambos días incorporaba una fórmula distinta: «el número de casos notificados en España, hasta el momento, asciende» a «unos 430» contagiados, en el caso del día 7-M, y de «589» el 8-M.

El cambio convertía, de ese modo, en menos visible y mucho menos detallado el avance de la enfermedad. Hay que recordar que Pedro Sánchez aseguró siempre que la escalada de contagios de coronavirus no se supo hasta pasado el 8-M, el día de la manifestación feminista. De hecho, las primeras medidas serias de combate al coronavirus se hablaron a partir del día siguiente, el 9-M, y el estado de alarma no se decretó por el Gobierno socialcomunista hasta el 14-M.

Pero, como ya ha probado este diario, todo ello era mentira. Porque los archivos del mismo Ministerio de Sanidad que en las jornadas del 7-M y 8-M no hizo informes de situación sí albergan los datos con los envíos de notificaciones de contagios y muertes diarios remitidos por las comunidades autónomas.

OKDIARIO ha descargado y analizado igualmente esos archivos territorio a territorio y jornada a jornada. Y la realidad es que los días previos a la manifestación, la escalada de contagios fue brutal.

Fuente: Carlos Cuesta – OKDiario

Comparte esta página: